Acueducto Río Grande: “La reparación no es una tarea menor”

0
99

Alejandro Catapano, subgerente de Planificación y Ejecución, miembro de la Gerencia Operativa de San Luis Agua dio detalles de la situación del acueducto Río Grande que afecta en un 40% a la provisión de agua cruda hacia las plantas potabilizadoras de la ciudad de San Luis.

“Cualquier rotura en ese acueducto es de gran magnitud, tiene un metro de diámetro y requirió hacer un cierre del dique, esas maniobras se llevaron adelante anoche, en la madrugada de ayer y el día de hoy; nos acercamos con toda la maquinaria, con todo el equipo de trabajo para limpiar y abrir un pozo de trabajo para encarar las tareas de reconocer cuál es el daño que tiene el acueducto”, señaló el funcionario, y explicó que su reparación no es una tarea menor “no solamente hay que abrir el pozo, hay que evaluar las interferencias con otros servicios: agua, cloaca”.

Catapano contó que particularmente, tuvieron que remover un álamo de más de 10 metros de altura porque ponía en riesgo el trabajo de los operarios, en el pozo.

“Recién se pudo lograr todo eso. Se limpia el caño para evaluar la condición estructural del mismo y así evaluar qué tipo de reparación se llevará adelante, puede ser: remover un tramo de cañería y reemplazarlo o directamente, -si la magnitud es menor- reparar el daño para volver a ponerlo en servicio”, indicó.

Al momento de realizarse la nota con ANSL, el funcionario de San Luis Agua manifestó: “Estaban por acceder a la totalidad del caño después de varias tareas: remover un árbol, apuntalar y acomodar un conducto cloacal importante que pasaba en paralelo y, ahora, se está pudiendo evaluar la magnitud del daño para tomar acciones sobre eso”.

Una situación que afecta a los municipios de San Luis, La Punta y Juana Koslay

Alejandro Catapano describió el circuito de distribución de agua cruda: “El circuito de producción de las plantas de La Punta, Juana koslay y la ciudad de San Luis es el siguiente: este acueducto, en paralelo con el de La Forida, alimentan un punto en común de las tres ciudades que se llama cámara 35 y a partir de ahí, se alimenta el acueducto cámara 35 La Punta que en última instancia tiene la planta potabilizadora La Punta y en el recorrido hacia las plantas de la Aguada de Pueyrredón de la ciudad capital, se encuentra la provisión de la ciudad de Juana koslay y las dos plantas de la Aguada”.

“Por otro circuito y a través del acueducto Río Grande, se alimenta la planta del Puente Blanco, correspondiente a la ciudad de San Luis, pero la provisión de esta planta puede ser suplantada por el acueducto Cruz de Piedra, el cual se está encargando de la totalidad de la provisión de esa planta”.

“Si bien los caudales se están viendo afectados en un 40% aproximadamente en la provisión de la ciudad de San Luis, esto se dará en las zonas que alimenta las plantas de la Aguada porque la planta del Puente Blanco tiene provisión plena”, aclaró el funcionario.

“Se pide la colaboración para que el consumo de agua cruda sea el mínimo posible y así todos mantener una provisión acorde”

El subgerente de Planificación y Ejecución de San Luis Agua se refirió a la duración de las tareas para poner el acueducto en servicio nuevamente: “Eso va a depender en gran medida de lo que encuentren quienes están trabajando, la magnitud del daño”.

“Si los daños son menores y permiten una reparación provisoria, se puede poner en relativo servicio ese tramo a la espera del conducto de PRFV que suplante ese tramo de cañería”.

“Si las condiciones no admiten una solución provisoria a la espera de este tramo de cañería va a permanecer como está la situación hasta el día de hoy, obviamente, con alguna estabilización, y pidiendo la colaboración de todos los vecinos con una provisión pero condicional”, subrayó.

“Se pide la colaboración de todos los vecinos y de los municipios afectados para que el consumo de agua cruda sea el mínimo posible y así todos poder mantener una provisión acorde”, dijo Catapano, y cerró diciendo: “Hay que tener en cuenta que esto pasa una vez cada muchos años. Es algo que no se puede prever y no está asociado a ninguna operación ni ninguna actividad sobre este acueducto, simplemente nos encontramos con esta rotura y requiere todo un operativo de trabajo por la magnitud del acueducto y por la presión que maneja”.